Visitando el Casco Vello

Vigo1

El pasado sábado me encontraba en una inmensa cola en espera de poder visitar uno de los buques de la Armada, que se encontraban atracados en la Estación Marítima, con motivo de los actos de la entrega de la Bandera de Combate a la fragata “Méndez Núñez”. A medida que íbamos avanzando había unos anuncios que te indicaban que quedaba aproximadamente una hora para poder entrar, buff…
Vigo2De repente apareció en el lugar una azafata que anunciaba que a partir de las 19 h., se iba a hacer una visita guiada al Casco Vello de Vigo, que además estaba escenificada.
Ahí ya no lo dudé, le dije a mi mujer, ¡ya no espero más en la cola y vamos a hacer ésta visita que a lo mejor aprendemos algo.¡
La azafata nos empezó a hablar de la historia de Vigo, de cómo empezó su expansión, tanto industrial como demográfica –de vez en cuando preguntaba a los presentes datos de la Ciudad- y después nos dejó con un tal Martín, que era ni más ni menos que el célebre juglar gallego –posiblemente Vigués-, Martín Codax, que inmortalizó la Ría de Vigo con sus poemas a mediados del sigloVigo4 XIII y comienzos del XIV. Con música y unos pergaminos, nos hizo cantar sus poemas con la ayuda del resto de actores.
Acompañados ahora por Martín, nos enseña lo que fue las murallas de Vigo, nos lleva por la calle de las Ostras y la Piedra y en la Colegiata nos esperaba la ilustre poetisa gallega, Rosalía de Castro, para recitarnos unos de sus poemas y hacer una representación con sus libros con otra actriz. En la calle Real, Rosalía corre en busca de Juan y nos lleva a una casa donde residía Juan Compañel, impresor de su obra “Cantares Gallegos”, que por supuesto no se encontraba en casa.

Vigo3
Después vamos a la Plaza de Almeida y contemplamos la Casa de Ceta del siglo XV y la de Pazos de Figueroa del XVI y a continuación por Cesteros, salimos a la Plaza de la Constitución, donde nos esperaba el escritor, poeta y periodista D. Alvaro Qunqueiro, que nos habló de la historia de la Plaza y de los personajes de sus numerosos libros que escribió, escenificado por los actores con diversas marionetas con las que hizo participar al público asistente.

Sigue   la representación con los actores y todos los presentes con un enorme pulpo y al final  vuelve la azafata y nos lleva a la Plaza de la Princesa y del Sol, Vigo5donde después de darnos las últimas explicaciones sobre estas plazas, se despide de nosotros y todos los que tuvimos la oportunidad de asistir a la visita, le agradecimos el habernos metido en la historia del barrio viejo de Vigo.

Carlos CorderoVigo6

A %d blogueros les gusta esto: