Relato corto: “Un buen día”

Paris-Café-19224Estaba sentada degustando su bien merecido café, ensimismada mirando las palomas que esperaban inquietas cualquier migaja que caía al suelo, su mesa en la terraza le permitía ver tranquilamente lo que pasaba a su alrededor.

Era primavera ese día se había levantado optimista y se encontraba vital, lucía un gran pañuelo de alegres motivos florales, se había pintado los ojos y los labios, algo que no hacía habitualmente. ¡Era un buen día!

george-clooney Notó como si algo la rozase, alguien la observaba en la mesa de enfrente, un hombre maduro la miraba, pocos hombres llamaban su atención y éste le resultaba especialmente atractivo: barba y  pelo canoso, su piel bronceada hacía imaginar su amor por la naturaleza, vestía informal y con personalidad,  cuando sus miradas se encontraron él sonrió y bajó sus ojos tímidamente, efectivamente este era un buen día, hacía meses…. ¡años! que nadie la miraba así. Empezó a imaginar sí esas miradas serían el inicio de algo más, si alguno de los dos estaría dispuesto a tomar la iniciativa y que aquello diese pie a dios sabe que…..

Él se levantó… Ella creyó que se dirigía hacia su mesa, su corazón se aceleró,  pero en realidad lo hacía para recibir a un hombre más joven, el saludo que intercambiaron la dejo helada, un saludo muy afectuoso donde sus labios se rozaron levemente  y se cogieron de la mano, ella se ruborizó, apartó la mirada como si la hubieran pillado haciendo algo malo.

palomas-2013De regreso a la mesa él se paró a su lado, volvió a su rostro la mirada tímida, se inclinó y le susurró al oído: “tienes una caquita de paloma en el fular”

Horror: ese fue el roce que había sentido minutos antes.

¡¡¡Y creía que sería un buen día!!!

Sacó el pañuelo lo dobló cuidadosamente para no mancharse, lo guardó en el bolso y pensó: Aquel seguía siendo un buen día, no iba a dejar que un  “George Clooney” cualquiera ni ninguna paloma que no fuese la de la paz abatida a tiros le amargase el día que la primavera le había regalado.

floresMargarita

5 comentarios en “Relato corto: “Un buen día”

  • el 09/04/2014 a las 11:57 am
    Permalink

    Pues claro que sí! Nadie nos puede amargar ni borrar lo que tan hermosamente nos puede regalar nuestra fantasía, como esa mirada del hombre irresistible. Precioso cuento para alegrar la revista y envolverla con “bonitos aires de primavera”. Saludos. Alex

  • el 09/04/2014 a las 8:52 pm
    Permalink

    ¡Pues claro Margarita! A todos nos ha pasado algo parecido, pero lo mejor es tomarlo con sentido del humor y continuar con nuestro buen ánimo.
    Gloria.

  • el 10/04/2014 a las 12:54 pm
    Permalink

    Muy bueno, para nada me imaginaba ese final, seré una romántica empedernida.

  • el 10/04/2014 a las 6:55 pm
    Permalink

    Quiero felicitar a Margarita por este relato que nos cuenta, pues sin duda nos lleva a reflexionar en algo que pudo ser “un buen día”, pero que no siendo así, no tenemos que perder la ilusión y seguir pensando en “otros grandes días”
    Te animo a que nos sigas enviando tus escritos que publicaremos con mucho gusto.
    Un saludo .

  • el 11/04/2014 a las 10:03 am
    Permalink

    Me ha gustado mucho este relato. Porque conduce y guía al lector hacia un mundo interior de fantasía y ensoñación.
    Sigue así
    Atentamente
    Guadalupe Aguilera.

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: