La gente con la que me encuentro

El profesor de matemáticas

jmg21Cuando mis hijos eran pequeños e iban al colegio, conocí a un profesor que les daba matemáticas en los cursos más elementales. Lo recordé cuando me lo encontré en el Centro. Me entró la curiosidad de conocerlo, cuando le preguntaba a mi hijo que había hecho en clase y me decía: “estuvimos jugando”. “¿Jugando a que? Le preguntaba. Y el me contaba que unos días jugaban al mercado, otros días a la estación del tren, o al banco. Y de esta forma les enseñaba matemáticas. Su clase la convertía en un juego y los niños aprendían encantados. Quise conocerlo y me encontré con una entrañable persona, sonriente y afable. Luego, ya en el centro, lo volví a ver algunas veces. Siempre me saluda sonriente. Está jubilado, como muchos de nosotros, pero en su rostro permanece una sonrisa de niño.

Eso me hace pensar en los profesores que hemos tenido a lo largo de nuestra vida. Siempre decimos que un profesor te hace amar una asignatura u odiarla. Un asignatura que te resulta árida, un buen profesor hace que resulte divertida. Y las matemáticas eran odiosas para muchos.

matematicasPor eso este profesor de matemáticas, se me hace doblemente simpático. Con todos sus años encima sigue teniendo el espíritu de un niño, por eso llega fácilmente a ellos. A los niños les gusta jugar, pues se aprende jugando. Y es que no hay nada como meterse en la piel del otro para llegar a él. Si hubiera muchos profesores así, el rendimiento escolar sería superior.

Y en cualquier situación, desde luego, nada mejor que hacerse niño para mejorar la relación entre las personas, para comunicarse, para el afecto.

En cuanto crecemos, la dificultad para manifestar nuestros sentimientos aumenta. Así muchas veces los adultos nos convertimos en verdaderas islas. Volver a ser niños, para manifestar los sentimientos, es un ejercicio muy saludable.

Un comentario en “La gente con la que me encuentro

  • el 07/11/2010 a las 1:48 am
    Permalink

    completamente de acuerdo o_o

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: