“Enlazados”

La-piedra

Me llamo Guadalupe Aguilera.
Las piedras que encuentro en mi camino, que dibujo y pinto, nos cuentan la historia del mundo, mitos y leyendas.
Espero que os guste.

El 3 de julio del año 2005 era aprobada la ley del matrimonio entre personas del mismo sexo en España, desde entonces y amparados por esta legislación han sido muchas las parejas que se han casado, pero de todas las bodas celebradas en España hasta la fecha han sido dos las que me han llamado especialmente la atención. Una de ellas fue la que se celebró en Galicia en el consistorio de Orense el 8 de abril del 2006, oficiada por el alcalde en funciones, Manuel Cabezas, entre el Edil del PP de Orense, José Araújo y Nino Crespo. Al enlace asistieron altos cargos de la política entre los que se encontraba Alberto Núñez Feijoo y José Luis Baltar.
Piedra-1La otra fue cuando vi una fotografía que publicó la revista sábado “El País” el 12 de septiembre del 2015, donde se podía ver a dos policías besándose en la boca, se acababan de casar y lo estaban celebrando. El hecho de verlos vestidos con el uniforme de gala del cuerpo al que pertenecían hizo que recordara que en la antigua Grecia en la década de los años 370 a .C el general Epaminondas decía que la homosexualidad era una virtud y no tenía nada que ver con ser afeminado ni débil, de hecho tuvo una de las más brillantes ideas creando “el batallón sagrado”; seleccionó a los más fuertes y osados guerreros homosexuales para que lucharan por parejas hombro con hombro y espalda contra espalda y jurasen tener en la batalla el mismo destino que su amado. El juramento lo hacían sobre la tumba de Iolao el amante de Hércules. La victoria fue rotunda sobre los invencibles espartanos y Tebas se convirtió en la ciudad-estado doria ante Esparta y Atenas.

Grecia era un país bisexual donde sus dioses no daban importancia al incesto, además de  tener relaciones sexuales entre ellos también las tenían con animales y con humanos, y tanto les daba que fueran heterosexuales u homosexuales. Quizás por ese modo de actuar de sus dioses la homosexualidad masculina era reconocida por el Estado y bendecida por la religión, además de cumplir una función militar.

En casi todas las ciudades-estado dorias los nobles y las personas de un alto poder adquisitivo mandaban a sus hijos a la escuela militar. Los niños eran separados de sus madres a edades muy tempranas y ya no volvían a verlos hasta la edad adulta que era cuando finalizaba su paso por la milicia. Dentro de la institución militar primero ingresaban en la escuela, al cumplir los 12 años de edad en el  gmnasiun y a los 18 años ingresaban en la milicia donde les inculcaban una amistad viril basada en la fuerza, la lealtad, el amor, el valor y la  felicidad para su compañero y superior. Por lo que se supone que el rito de iniciación comportaba la penetración anal como medio de transmitir la fuerza guerrera entre varones (aunque ellos no lo decían abiertamente). Para evitar tentaciones heterosexuales no les era permitido ver a ninguna mujer incluyendo a su madre ni hermanas por lo que el cariño hacia ellas era poco o inexistente.

Una vez cumplido el servicio militar estaban obligados a casarse con una mujer para tener descendencia y dar hijos a la patria, si pasaban de los 30 años de edad y no lo conseguían estaba mal visto por la sociedad. Es entonces cuando se dan cuenta que la belleza de un cuerpo femenino no les atrae, su sexualidad ya la tienen definida y no piensan dejar a su amante. Cuando eligen a la muchacha para que se convierta en su esposa la ven como fabrica de hacer niños y cuando intimaban lo hacían a oscuras y solo para procrear.
La mujer en aquella época no valía nada, después del matrimonio debía entregar todas sus posesiones al esposo y hacerse cargo de las tareas del hogar, nunca podía salir sola a la calle y si tenia que salir lo hacia acompañada de otra mujer o de una esclava, además cuando el marido llegaba a casa con algún invitado o amigos tenía que meterse en la habitación para no ser vista y no salir hasta que estos se hubieran marchado.

En la educación pedagoga se rendía culto al “hermoso muchacho”. En la cultura helena estaba bien visto unir la belleza del cuerpo adolescente con las virtudes y los conocimientos del maestro. Los jóvenes se pasaban todo el día en el  gmnasiun con el consentimiento de su familia, buscaban la perfección de su cuerpo para que algún adulto con posibilidades económicas o un maestro se fijaran en ellos. El adulto tenía que  hacerse cargo de su educación y manutención, a cambio el muchacho le debía lealtad y le aportaba su fuerza y belleza. Las relaciones sexuales formaban parte de la educación entre jóvenes y maestros, pero siempre era el muchacho quien decidía la elección del maestro.
A pesar de que Grecia era un país de hombres y para los hombres nunca faltaban en sus fiestas las prostitutas, prostitutos y las auletrides (bailarinas), las estrellas principales eran los efebos y las hetairas.

Cuando hablo del amor guerrero siempre me acuerdo de Alejandro Magno, el más valeroso, estratega y conquistador de todos los tiempos que aunque por motivos políticos tuvo que casarse y tener un hijo, su gran amor fue Hefestión. También Aquiles lloró desesperadamente cuando se enteró que Héctor el primogénito del rey de Troya había matado a su amante Patroclco. Otro gran amor fue el del general Epaminondas que tuvo grandes problemas porque desobedeciendo las leyes se negó a casarse con mujer alguna y vivió en pareja durante 20 años con su gran amor Pelópidas hasta que este murió.

En Roma también hubo grandes líderes militares y políticos bisexuales u homosexuales. Todos los emperadores de Roma lo fueron y mantenían relaciones con esclavos, con jóvenes y con hombres a excepción  de Claudio que era heterosexual y al que solo le gustaban las mujeres.

A Julio Cesar sus soldados le llamaban “el divino calvo, amante de todas las mujeres, mujer de todos los hombres”. Julio Cesar estuvo casado dos veces, la segunda vez con Cleopatra, pero seguía manteniendo relaciones intimas con soldados y esclavos. Julio Cesar también fue muy criticado por el pueblo que no le perdonó que en su relación como amante del rey Nicomedes de Bitinia (Turquía) fuese el elemento pasivo.
Otro gran líder político fue el hispano Trajano, césar y general del ejército de Roma, que aunque estaba casado era homosexual. Tampoco podemos olvidar a su sucesor el también hispano Adriano, que cuando se entera que su amante Antinóo tuvo un  accidente y que murió ahogado en el río Nilo mandó construir templos en su honor y una ciudad en Egipto con el nombre de Antinoópolis.

Bibliografía consultada:

López Trujillo, Fernando (2012). El amor Carnal en la Grecia Clásica. Biblioteca Breve, Madrid.,Edimat Libros S.

-Teo Andrés, José. (2015) Grandes líderes militares homosexuales en la edad antigua .Suplemento (Mitómanos).  El atlántico Diario, 19 de julio de 2015.

-Izaguirre, Boris  (2015). “Disparo a primera vista”. La Paradoja y el Estilo [en línea]. El País Digital. 12 septiembre 2015 .
Foto publicada: “Chema y Jonathan, dos policías que se casaron en esta semana en Jerez de la Frontera” en:
http://elpais.com/elpais/2015/09/11/estilo/1441971866_774436.html[consulta 12 de septiembre 2015]

– Rodríguez, Salvador (2015).  10 años de la ley del matrimonio homosexual. Foto: FDV. “Un Si quiero Histórico”. El Faro de Vigo, 28 de junio de 2015.

GuadalupeTexto e Imagen: Guadalupe Aguilera

 

11 comentarios sobre ““Enlazados”

  • el 6 de diciembre, 2015 a las 10:23
    Permalink

    Estupenda crónica sobre un espacio y tiempo donde los valores eran otros. En algunos aspectos hemos avanzado, en otros regretocedimos. Me parece que el respeto y la normalidad deben integrarse en una sociedad plural para transformarla en más justa.
    Miguel.

  • el 6 de diciembre, 2015 a las 19:56
    Permalink

    Me ha encantado la piedra y la historia. Nada mas fuerte que luchar por proteger a tu amor maximo si lo tienes al lado en la batalla. No me extraña que hiciesen tantas conquistas y me alegro que todas las parejas tengan los mismos derechos ante la ley. Saludos esta vez desde Liencres

  • el 6 de diciembre, 2015 a las 21:51
    Permalink

    Interesante historia,me gustó mucho,a pesar que a las mujeres nos utilizarán para procrear,por suerte las cosas cambian y ahora la mujer es valorada cómo se merece enhorabuena un saludo

  • el 6 de diciembre, 2015 a las 21:55
    Permalink

    Enhorabuena Guadalupe por recordarnos que la homoxesualidad existe desde las primeras civilizaciones( aunque no comulgo con el tipo de vicio que tenian antaño).Pero que en la actualidad, lo que en realidad importa es ser feliz independientemente de la condicion sexual.Cada persona como dueño de su propia vida puede elegir como vivirla y asi debe ser, vivir y dejar vivir sin hacer daño al projimo. Respetemonos y no pongamos barreras en una vida que ya por si misma esta llena de obstaculos. Un abrazo y felicidades por la piedra y esta historia.

  • el 7 de diciembre, 2015 a las 18:15
    Permalink

    Gracias Guadalupe por un trabajo tan laborioso.Todavia la historia tiene mucho que contar y gracias a personas como tu,nos van llegando retazos de la misma para nuestro saber y comprensión.La mujer es mucho más que una ” fabrica ” gracias a Dios.
    Un saludo.

  • el 8 de diciembre, 2015 a las 15:56
    Permalink

    Muchas gracias Guadalupe por haber tocado un tema en el cual todavía hay gente que piensa que ser o no homosexual es poco menos que un delito o una enfermedad, creo que lo que debe quedar es el comportamiento de las personas y no sus preferencias sexuales.Muchas felicidades y un saludo Guadalupe.

  • el 9 de diciembre, 2015 a las 22:17
    Permalink

    Muy interesante lo de Julio Cesar,la historia como siempre muy trabajada.

  • el 10 de diciembre, 2015 a las 17:52
    Permalink

    Muy interesante y francamente muy documentado todo.
    Enhorabuena y un placer haber leído la historia y la piedra, muy de acorde con el tema. Menos mal que desde entonces, las mujeres hemos avanzado y mucho.
    También he leído sobre los que somos del signo de Tauro, y tanto la piedra como la descripción zodiacal y el temperamento, somos ” clavaditos”!
    Muchas gracias por tu excelente labor y un placer haberte conocido.

  • el 11 de diciembre, 2015 a las 15:30
    Permalink

    Muy interesante ,hay que ver…

    Desde Huelva,
    Saludos cordiales

  • el 18 de diciembre, 2015 a las 0:33
    Permalink

    Me ha encantado y enganchado la historia desde el principio hasta el fin. Genial trabajo Guadalupe!
    Un saludo y a seguir hechizándonos con tus obras 😉

  • el 18 de diciembre, 2015 a las 19:45
    Permalink

    Me ha gustado. Muchas gracias.

Comentarios cerrados.