¡Adiós Rosa!

Otra vez tuve que decir adiós, un adiós a una amiga, a mi Rosa, a nuestra Rosa, que se nos fue de este mundo. Me dolió y me costó aceptar tu muerte porque te vi  reír conmigo, te vi  llena de jovialidad y aparente vitalidad, te ví con ganas de apurar el sorbito de vida que aún te quedaba. Pero la muerte llegó y te fuiste con ella. Y todas las personas que te queremos, que te hemos querido, nos quedamos tristes, con lágrimas y muchos recuerdos tuyos. Me pregunto cómo haré ahora cuando mire tu número de teléfono y no pueda llamarte para quedar para ir a comer, o a ese sitio chulo que he descubierto….¿ Cómo se hace cuándo pierdes a un amigo?Compartimos tantas horas hermosas……
Compartí contigo muchas horas y momentos felices. Fuimos juntas a Londres y reímos juntas. Fuimos juntas a la Ruta del Quijote y compartimos la habitación, nos contamos nuestras historias, chismes y muchas risas. Fuimos juntas a Portugal y me compraste una botella de Whiski para brindar por mi cumpleaños, mientras nos reíamos por esta ocurrencia.

Y, cuando se acercaba tu final, aún viniste al taller de debates, feliz y guapa, para ver como tu hijo Coke nos hablaba de su música. Otro momento feliz y con muchas sonrisas. Todos nos pusimos contentos porque “nuestra Rosa” parecía que se mejoraría, porque estabas guapísima y feliz. Y ese momento era tu despedida de tus compañeros del taller de debates, aunque nosotros queríamos pensar que saldrías adelante con la vida.

“Ahora sólo tengo el presente!

Y me fui a Madrid, con ganas de que vinieses. Entonces fue cuando me dijiste :”yo ahora sólo tengo el presente”. Y yo me negaba a aceptar el adiós definitivo. Tal vez porque lo más triste de la vida es cuando nos arrebata a las personas buenas que nos quieren, a las personas que nos quieren de verdad y nos hacen felices, nos hacen reir y no se hacen las víctimas aunque estén en su recta final.
Me invitaste a tu casa para que no tuviese que madrugar tanto al día siguiente. Una hermosa cena, la última, con mucha amistad, risas, recuerdos muy gratos y tú radiante y feliz como cuando estábamos juntas. Ni una queja por tu parte, sólo risas y tu generosidad.

Nos cocinaste una de tus especialidades, la tortilla de patatas . Y te levantaste a las 5 de la mañana para despedirme  y prepararme un desayuno maternal: una taza grande  de café caliente con una enorme magdalena. Me sentí como una adolescente protegida y querida.  Y te dí un adiós pasajero, hasta la vuelta, hasta dentro de 4 días. Pero, cuando volví dispuesta a contarte lo bien que lo pasamos, tú ya estabas en el hospital, en el inicio de tu final. Fui a verte y me estrechaste la mano. Tu mano era suave y caliente. Me miraste con ternura y una sonrisa un poco triste y sin palabras, como cuando yo os explicaba lo de los mensajes no verbales, me dijiste adiós para siempre.

Me fui sin querer darme por enterada de ese adiós, porque no quiero perder a las buenas personas que se cruzan en mi camino y, además, son mis amigas.  Pero el viernes,  pasadas las 10 de la mañana,  mientras yo pensaba que tenia que ir al hospital a verte, me llamó  nuestra amiga y me dijo, con una voz llena de tristeza, “la Rosa se nos ha muerto”.
Todos tus compañeros y compañeras del taller de debates sintieron tu muerte, y fueron a decirte adiós, cada cual a su modo, pero todos y todas ellas estoy segura que siempre te van a recordar.

Gracias Rosa por compartir con nosotros tu amistad.

Alejandra.

Rosa falleció el 27 de Mayo  del 2011.

2 comentarios en “¡Adiós Rosa!

  • el 30/05/2011 a las 8:46 pm
    Permalink

    Siento enterarme por este artículo del fatal desenlace de la enfermedad de Rosa. Gracias a Alejandra por contarnos con tanta ternura los últimos días de una persona entrañable, siempre atenta y con una sonrisa en la cara. Lo siento de verdad.

  • el 03/06/2011 a las 12:34 pm
    Permalink

    ¡Por qué se ha muerto la Rosa,
    que alegraba los debates,
    y con atención escuchabamos
    al no decir disparates?
    Gracias por hacernoslo saber
    Descanse en paz
    Miguel Correa

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: