Crónicas desde Cabo Verde.

Por Lidia Rojo de Dios, consultora internacional para Naciones Unidas, en misión de servicio en Cabo Verde.

Un poco de historia.
Las islas de Cabo Verde estaban deshabitadas cuando los portugueses llegaron en 1460. Los primeros pobladores fueros colonos y los esclavos que éstos tomaron del continente africano para cultivar la tierra. Este comercio de esclavos, hizo rica a Ribeira Grande, que se convirtió en la primera ciudad europea en las zonas tropicales. Los primeros habitantes.
¿Quiénes fueron estos primeros colonos que habitaron las islas? Sobre todo varones que se mezclaron con las esclavas africanas que habían sido traídas a las islas para trabajar la tierra.

Un gran número de estos primeros colonos, eran los judíos que fueron expulsados de España y de Portugal en tiempos de la Inquisición. Más adelante, en el Siglo XIX, Portugal envió 2.500 presidiarios a las islas.

Los descendientes de estos colonos, esclavos y presidiarios junto con los piratas y marineros que visitaron las islas, explica que el 70% de la población de Cabo Verde sea una hermosa mezcla de razas.

El Municipio de Ribeira Grande de Santiago (la actual Cidade Velha) está ubicado en la desembocadura de un profundo valle excavado por el río Ribeira Grande, que da su nombre a la zona y fue lo que determinó la creación de la ciudad en ese lugar. Este pequeño pueblo de unos 200 hogares, fue declarado Patrimonio Mundial de la Humanidad en 2009, abriendo nuevas perspectivas económicas, ligadas fundamentalmente al turismo atraído por la calidad histórica del sitio, su belleza y tranquilidad.

La Fortaleza de S.Filipe, es uno de los grandes monumentos históricos de Cidade Velha y es el testimonio de la presencia portuguesa en las islas. Fue construida después de los ataques  del pirata Drake en 1958. Hoy en día está totalmente restaurada gracias a los recursos de la Agencia Española de Cooperación Internacional.
http://pt.wikipedia.org/wiki/Forte_Real_de_S%C3%A3o_Filipe

Otro de los monumentos históricos y más visitados de Cidade Velha es el Pelourinho, lugar donde eran vendido los esclavos, memoria viva de la época esclavista en Cabo Verde.

http://en.wikipedia.org/wiki/File:Pelourinho_Cidade_Velha_IW.jpg

Las gentes.
La sociedad caboverdiana esta formada en su mayoría por núcleos familiares monoparentales. Es decir, mujeres con varios hijos a su cargo. La falta de figura paterna, motivada por la propia estructura familiar característica del país y por la emigración, provoca que las mujeres asuman solas la subsistencia familiar.

A pesar de las prohibiciones constitucionales contra la discriminación sexual y las intenciones por conseguir una igualdad sexual, la discriminación contra las mujeres es un hecho diario y  por desgracia, la violencia doméstica contra las mujeres, continúa siendo un hecho común…
Las mujeres objeto de la misión encomendada por Naciones Unidas, a pesar de su avanzada edad, su escasa alfabetización y su bajo poder adquisitivo, aspiran a crear un pequeño negocio de subsistencia que ellas, intuyen con gran futuro.

Mi proyecto, aprobado y puesto en marcha por Naciones Unidas.
Y es aquí, en este hermoso paraje en medio del Atlántico, junto  a este grupo de admirables mujeres, donde comienza mi crónica.

Mi misión será darles a estas mujeres una formación práctica en producción de jabones y otros productos cosméticos con base en el aloe vera (originario de estas islas), así como llevarles desde España todo el material necesario para dicha producción, con el objetivo general de contribuir al empoderamiento económico de las mujeres.
“Dale un pez a un hombre, y comerá hoy. Dale una caña y enséñale a pescar y comerá el resto de su vida”

Mi fecha prevista de llegada a Cidade Velha, fue el 30 de octubre de 2011. Desde allí, os iré informando sobre el desarrollo del proyecto, así como de la realidad humana y social de estas mujeres luchadoras.
Os dejo un enlace a un documental muy interesante de la televisión caboverdiana donde podréis conocer el lugar.

Fue rodado cuando aún era candidata a ser Patrimonio de la Humanidad

http://videos.sapo.ao/52JdTEsfZOHLJLZI0bVt

Lidia Rojo, desde Cabo Verde.

Un comentario sobre “Crónicas desde Cabo Verde.

  • el 8 de noviembre, 2011 a las 22:13
    Permalink

    Gracias Lidia por estos artículos que sé el mucho esfuerzo económico (internet alli es muy caro) y físico que te cuestan. Te esperamos con los brazos abiertos. Pronto te veremos por Coia en ese estupendo taller de jabones, como regalos de Navidad, que nos tienes preparado. Un beso. Alex

Comentarios cerrados.