25 aniversario. “Día de la Música”

25 AÑOS Después, nos hemos ido con la música a otra parte…

Ha sido uno de esos actos a los que acudes confiado, aunque con ciertas reticencias y dudas, por aquello de no saber con precisión en qué va a consistir o cómo se va a desarrollar.

Dato fijo; habrá música abundante pues estamos convocados todos los grupos musicales que bien podrían llamarse “históricos”, eso sí, sin espectadores. Por eso bien parece un plan de convivencia al estilo Juan Palomo. Tú actúas,  yo te aplaudo. Actúo yo, y tú  me haces la ola… si hace falta. Así todo queda en casa.

En definitiva, todo parece apuntar a que estamos ante una visión retrospectiva para recodar con nostalgia, pero también con cariño, la historia musical con sus gentes, del Centro Social de Coia en sus 25 años de vida.

Saludo cariñoso en la presentación del acto por parte de Carmen, realizando a continuación una visión de lo que ha sido este Centro Social a lo largo de estos 25 años, y lo que es en la actualidad tras la inevitable evolución. Solicita unas disculpas innecesarias pues la sesión de diapositivas con las que nos obsequia, están muy decentes, y reflejan de forma fiel, la realidad actual del Centro.

Y, sin más, ¡¡Música maestros¡¡..Y cómo no, Los Bohemios a escena. Hasta 14 guitarras acompañan la primera canción que habla de amistad y que el amigo Jaime, con buen criterio selecciona para abrir boca.

Dos canciones más y una propuesta que es aceptada de inmediato. Ir intercalando las actuaciones de los grupos con un máximo de tres canciones y rematar el acto todos acompañando a los Bohemios.

Comparecen los chicos de Cuerdas y Voces, y se lucen con unas bonitas canciones, a pesar de no contar con la dirección por leve enfermedad, de su admirada directora “Soco”.

Es el turno de un grupo entrañable. Ya no están, pero demuestran que aquellas que tuvieron retienen. Las chicas de Vagalume, sin alardes musicales, pero con la ilusión de principiantes riegan de emoción el salón de actos con las mejores esencias de las cantigas de la tierra.

Otro grupo que ya no está pero comparece es Novos Aires. Dentro de la variedad de formas de hacer música en la familia del Centro Social, Conchi Soto y su grupo mixto, practicaron con notable éxito y esfuerzo la modalidad “a capella”. Cantaban de todo, y atrevidos ellos, hasta una zarzuela como “La del Soto del Parral” se atrevieron a cantar en este evento.

También con ausencias, pero echándole entusiasmo para exportar, actuaron a continuación el grupo de ARMÓNICAS. Ofrecieron un par de canciones, demostrando estilo y maestría en esta difícil forma de practicar una buena música.

Una agradable sorpresa la presencia de un grupo musical  “Amigos” del Centro Sociocomunitario del Calvario, que, con unas sencillas canciones, con predominio de boleros, encandilaron al personal. Simplemente, lo bordaron.

La actuación estrella final, la protagonizaron las chicas de Cocina entre Amigos, que junto a lo aoprtado por todos los grupos, con un lujo de picoteo que fue toda una incitación al pecado, si por pecar se entiende el ponerse hasta las trancas de pinchos.

Y como remate, todos los grupos formamos un coro único, para despedir el acto cantando con emoción  “Que tiene Vigo…” Una velada entrañable para el recuerdo y …los 25 años que atrás quedaron.

 

Isidro Martínez.- Novos Aires

22/03/2018

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *