No eres de Vigo si no…

garcia Borbon

Desde hace algún tiempo en facebook hay un grupo que se llama “No eres de Vigo si no…”, en el que participan vigueses y simpatizantes de Vigo que recuerdan cosas o hechos de esta ciudad.
Aunque yo no formo parte de este grupo creo que es importante saber cosas acerca de Vigo. Y entre lo más importante es saber quiénes hicieron grande esta ciudad, bien sea porque les interesaba su enclave para instalar sus negocios o porque ellos mismos querían asentarse en ella. Unos por interés, otros por cariño, ayudaron a crear el Vigo que hoy conocemos que aunque actualmente a perdido parte de sus fábricas, sigue siendo la locomotora de Galicia.
Hay historiadores, (entre ellos Manuel Murguía) que sostienen que la ciudad de Vigo es una ciudad nueva y que históricamente no tiene relevancia. Algo que queda desmentido con los restos romanos hallados aquí, (Salinas, antiguas fábricas de salazón, las ruinas del Castro hoy reconstruidas, la casa Mirambel en Canido y otras que se me escapan, sin olvidarme de los restos del templo Fenicio que se hallan detrás del Museo del Mar) Vigo también tiene su historia antigua.
Los orígenes de Vigo datan de la época pre-romana. Se cree que los romanos le dieron el nombre de “Vicus spacorum” o según otros estudios “Vicus Helenis” porque aquí habitaba la tribu de los Helenios; o como recientemente descubrió el historiador del CSIC, Manuel Santos, su nombre era Burbida.
Sea como fuere ya en aquella época era un sitio próspero con industria de salazón como prueban los restos de las salinas que se pueden visitar en la ciudad y donde se hacía también la apreciada salsa o pasta “garum” que tanto gustaba en el antigüedad.
Pero lo que realmente me interesa es la gente que como antes dije hizo crecer a Vigo, a  la gran mayoría de ellos se les dedicó una calle en la ciudad como justo reconocimiento a su labor, me refiero a: García Barbón, Policarpo Sanz, Ramón Nieto, Tomás Alonso y un largo etcétera de los que contaré sus vidas en diferentes escritos.

O sea, así no nos podrán decir… “No eres de Vigo…”, porque nosotros sí sabremos quienes hicieron Vigo. Esta hermosa ciudad que pese a todos sus defectos y problemas nos brinda unos paseos maravillosos, unos parques por los que podemos caminar o practicar el running o unas playas en donde podemos tomar el sol o bañarnos en verano, por no decir de la delicia que es contemplar la Ría bien de día o de noche con las luces de los barcos y de la ciudad encendidas reflejándose en el agua.
Sirva esto como homenaje a todas aquellas personas que engrandecieron nuestra querida Ciudad.

Gloria Sánchez Álvarez

Imagen: Centro Cultural Caixanova