Mis rutas quijotescas en vacaciones

DON-QUIJOTE-10Por motivos familiares suelo irme, durante las vacaciones sobre todo, a la Meseta. Concretamente a Madrid y Castilla la Mancha. Cosa que hice esta Navidad. Inicié nuevamente el  viaje que repito varias veces al año. Un viaje donde vuelvo a encontrarme con mi propia esencia. Descubro rincones especiales que me ofrecen horas de felicidad, autenticidad, arte, personas y paisajes que alimentan e iluminan el alma. Por eso quiero compartirlos con los viajeros que, como yo, saben que viajar es algo más que ver muchas cosas.

Una libreria con encanto en pleno centro de  Madrid.

El tren me deja en Chamartín y  aprovecho unas horas para volver a reencontrarme con este “Madrid de las Letras”, donde sigue cabalgando don Quijote y Cervantes, Lope o Calderón. Hagan el recorrido desde la Plaza de Santa Ana hacia la Plaza Mayor . Callejeando encontraran la que fue casa de Cervantes en su momento y, a pocos metros, encuentran la casa de Lope. Una visita guiada que es gratis.

madridPero esta vez, por cuestiones de tiempo, el recorrido fue más corto.  Desde Sol y caminando por la calle Preciados, con parada en “Rodilla”, para degustar un delicioso sandwiche de queso con nueces  y rúcula, llegué a la calle “Del Postigo de San Martín”. A pocos metros de donde comí, me encuentro con la famosa librería “La Central” de Madrid. Algo así como la  casa de intelectuales de todo tipo, bohemios y, sobre todo, libros, muchos  libros raros, normales, curiosos, además de un “bistró” o cafetería con unas galletas bien ricas. Sin embargo, el  encanto de esta librería que les recomiendo, radica en que los libros “viven” en las estanterías de una antigua casa madrileña de tres plantas. Vas subiendo, como en la vieja mansión de la abuela, a cada estancia, con las escaleras antiguas, piso de madera que cruje, ventanales grandes con largas cortinas, techos altísimos y paredes encaladas  Hay mesas y sillas y todos los libros que puedas desear. Nadie te molesta mientras vas curioseando todo. La gente, de cualquier edad,  como visitas educadas, suben de una estancia a otra y charlan. Hojeas los libros, lees un trozo y vuelves a manosear. Enfin, toda una agradable  experiencia. Después salí, por la misma calle y tomé la clásica caña con pincho de tortilla en un bar del Madrid castizo, que se llama “Dña Juana”. Siguiendo  el camino, llego hasta la calle Arenal, pasando antes por el convento de las Descalzas Reales.  Está cerrado y  no puedo ver su maravilloso museo con cuadros de Murillo, Velázquez y los grandes maestros de la pintura.

La Mancha del Quijote.

Nuevamente vuelvo a redescubrir el camino  de mi amado don Quijote y Cervantes.  Una línea recta, sin fin, es la carretera que me lleva a Ciudad Real.  A pesar de la autovía, que me aleja de los pueblos donde hizo posada el hidalgo manchego, los paisajes siguen ahí. Colores únicos donde los marrones salpicados de briznas verdes, naranjas, lilas, azules intensos y nubes hinchadas, nos acompañan siempre.

PC280056

Pasamos por la famosa prisión de “Herrera de la Mancha”. Es de máxima seguridad y nadie, hasta ahora, fue capaz de escapar de allí. Tal vez por eso, es la que cuenta con los asesinos, delincuentes y etarras más peligrosos. Desde la carretera solo vemos una gran cúpula y las casas de los funcionarios. Toda la prisión está excavada bajo tierra. La cúpula es para que entre un poco de luz cuando salen los presos al patio, también subterráneo.

Es una zona con leyendas de asesinatos y robos.  Frente a la prisión, y al otro lado de la carretera, hay unas cuestas de tierra arcillosa y rojiza. Según me contaba mi abuela, en estas cuestas, en los años 40, se producían los atracos y asesinatos más siniestros y famosos de la Mancha. Por aquellas cuestas se escondían bandoleros, ladrones y todo tipo de “personajes”, que atracaban, con pistola, palos, etc, en mano, a los carreteros que iban por el lugar a vender el aceite o el vino a Ciudad Real o los pueblos cercanos.

Curiosamente, cuando pasas por este lugar, percibes un silencio tenso, ni siquiera cantan los pájaros ni se escucha el viento. Los mayores miran con miedo y no quieren hablar de lo que pasaba por allí. Tampoco nadie ha permitido excavaciones ni nada por el estilo. Es un lugar que encierra muchos misterios, sangre y asesinatos. Precisamente el gran escritor de novela negra, Francisco García Pavón,  describe e investiga  los asesinatos ocurridos aquí en su novela “Plinio”.

Ciudad Real y su estrambótico edifício municipal.

EL AYUNTAMIENTO

Esta provincia manchega, que asemeja pueblo tranquilo y sin muchos monumentos, fue fundada por Alfonso X el Sabio. Y allí luce su escultura en plena plaza, a los pies del edificio del ayuntamiento.  Un edificio extraño,  terminado en punta a modo de  algunos edificios de Flandes, pero sin su belleza. En fin, algo que te deja pensativa porque no cuadra ni con el lugar ni con el paisaje.

EL REY

Sin embargo, estamos en una pequeña ciudad donde ir de tapeo es una delicia. Buen vino de la tierra, buena tapa y buen precio. Y aquí es donde tengo la gran sorpresa de las vacaciones: una exposición de pintura de  3 autores , dos chicas y un chico de Tomelloso.  Exponen por  primera vez , y encabezan lo que es un incipiente movimiento cultural en estos momentos de estío. Lo tienen difícil y lo saben, pero son buenos artistas y luchadores.

La primera exposición de pintura de tres prometedores artistas 

Son tres, como  los mosqueteros, Elvira, Prado y Rogelio.  Exponen por primera vez y vemos que tienen mucho que decir. Sus obras reflejan esos sentimientos de los paisajes, la luz o la propia naturaleza. Salen ahora a la calle y me asombran con su buen hacer. Por eso quiero recoger en esta crónica los inicios de estos “3 mosqueteros” que no me cabe duda, van a llegar muy lejos en el mundo del arte. Vamos a ver quiénes son y qué nos dicen:

Rogelio : “ Quiero reflejar la luz del color en mi pintura”.

CUADROS DE ROGE (1)-recortado

Es natural de Tomelloso y está Licenciado en Historia. Lleva varios años pintando paisajes y retratos. Es autodidacta y su pincel es enérgico a veces y sumamente dulce y tierno en otros momentos. La luz y el color, además de la expresión y sentimientos más profundos, están muy presentes en su obra. Próximamente expondrá en  varias ciudades de Castilla la Mancha y, posiblemente en Coruña.

CUADROS DE ROGE (3)recorta

Prado  Donoso : “Mi pintura  busca más lo abstracto y experimental. Ahora hice una pausa y pinto por el placer de pintar. Busco encontrar la realidad partiendo de la fotografía”

PRADO-4-recorta

Esta artista ciudarealeña es Licenciada en Bellas Artes por la Universidad de Cuenca. Diseña, pinta y crea con una imaginación digna de una hija de estas tierras quijotescas.

PRADO (2)re

 

Elvira Sánchez : “Con mis fotos busco los momentos y lugares especiales para mi  por su belleza, o por la sensación que tuve en ese lugar o momento. También me gustaría poder transmitir esos sentimientos, que las imágenes evocan generando  una respuesta en el que las mira. En algunos casos, me mueve un motivo de “denuncia”, al fotografiar ambientes ecológicamente degradados.”

unnamed-recortar

ELVIRA 2

 

 

 

 

 

 

Elvira  nació en Toledo y estudió  Ciencias Ambientales. Se mueve en el mundo de la fotografía y ha realizado varios cursos, uno de ellos en “La Casa Encendida” de Madrid.

Como hacía don Quijote, hice una parada en mi camino y escuché las historias que me contaban estos artistas. Vi sus obras y me alegraron el alma. Suerte y a seguir adelante.

 Un lugar para  vivir la historia.

PUERTA DE BISAGRA

Toledo, como siempre, luce impecable y las tiendas muestran sus mercancías casi en la calle: damasquinados, armaduras de caballeros de todas las Órdenes medievales, cuchillos, lanzas, mazapanes, sobre todo, y calles estrechas que avanzan hacia la imponente Catedral, Sinagogas, barrios judíos, puestas de sol, el  Älcazar y el Greco.

PC280071recort

Cae la tarde y Toledo se me transforma en gigante bellisimo , grandioso y lleno de miles de colores sugerentes. Camino por la Edad Media. Los judíos, cristianos y musulmanes me contemplan, algunos desde sus majestuosas  armaduras metálicas y otros en las callejuelas estrechas. Las puertas y escaleras para entrar o salir de la ciudad me sobrecogen. Invitan al viaje de la imaginación , de los caballeros andantes. En definitiva, al siempre eterno camino de don Quijote que encierra tanta sabiduría para quienes le buscan.

PC280085--recorta

PC280055--recorta

Dejo Toledo entre la luz sugerente de la llegada de la noche y les invito a recorrer esta ruta, mejor en solitario o con escudero de la zona, para encontrar tantas cosas importantes que no se pagan en euros.

Fotos y texto: AG

Un comentario sobre “Mis rutas quijotescas en vacaciones

  • el 20 de enero, 2014 a las 17:50
    Permalink

    Muy bonito relato de tus viajes de Navidad. Ya veo que disfrutaste del mismo. Lo de la librería no lo sabía, la próxima vez que me acerque a Madrid iré a visitarla.

    Gloria.

Comentarios cerrados.