“El tren de la vida”

El-tren-de-la-vida1

 La vida es como un viaje en un tren,  con sus estaciones, sus cambios de vías,  sus accidentes…  Al nacer nos subimos al tren y nos encontramos con nuestros padres y creemos que siempre viajarán a nuestro lado, pero en alguna estación ellos se bajaran dejándonos en el viaje solos.

De la misma forma se subirán otras personas, serán significativas: nuestros hermanos, amigos, hijos y hasta el amor de nuestra vida. Muchos bajarán y dejaran un vacío permanente… otros pasan tan desapercibidos que ni nos damos cuenta que desocuparon sus asientos.

Este viaje estará lleno de alegrías, tristezas, fantasías, esperas y despedidas. El éxito consiste en tener una buena relación con todos los pasajeros, en dar lo mejor de nosotros. El gran misterio para todos es que no sabemos en que estación nos bajaremos, por eso, debemos vivir de la mejor manera, amar, perdonar, ofrecer lo mejor de nosotros… así, cuando llegue el momento de desembarcar y quede nuestro asiento vacío, dejemos bonitos recuerdos a los que continúan viajando en el tren de la vida.
Te deseo que el viaje en tú tren para el año que viene sea mejor cada día, cosechando éxitos y dando mucho amor. Ah, y te doy las gracias por ser uno de los pasajeros de mi tren, pues todos vamos en el tren imaginario de la vida.

Que paséis unas Felices Fiestas.

Texto: Guadalupe Aguilera.

8 comentarios sobre ““El tren de la vida”

  • el 28 de diciembre, 2013 a las 10:20
    Permalink

    Para ti, la vida es como un tren en el que vamos bajando según vamos llegando a nuestra estación, para machado era un camino que en algun momento se terminaba,
    para mi , es un tiempo que va marcando el reloj, cuando mi tiempo se acabe, mi camino terminó. Feliz año y buenos deseos

    • el 28 de diciembre, 2013 a las 19:45
      Permalink

      Hola Miguel:
      Me alegro que te haya gustado el Tren de la Vida lo mismo que me gustó a mi cuando lo leí, pero desconozco quien es el autor.
      Aprovecho para felicitarte por tus poemas que llegan al corazón y nos hacen sentir lo que con palabras no sabemos decir.
      Mi enhorabuena también para Carlos por la fotografía tan impresionante que subió para el texto del Tren de la Vida.
      Un abrazo, os deseo todo lo mejor.
      Atentamente
      Guadalupe.

  • el 29 de diciembre, 2013 a las 19:50
    Permalink

    El tren de la vida es una buena metáfora para describir nuestro paso por este mundo. Buen artículo Guadalupe y como tú creo que si en este tren somos buenas personas y amistosos con los demás, cuando nos bajemos del tren al llegar a nuestro destino siempre quedará nuestro recuerdo en los compañeros de viaje. Y eso siempre es bonito.
    Gloria.

  • el 29 de diciembre, 2013 a las 22:18
    Permalink

    Hola buenas noches, que historia más bonita, como la vida misma….unos trenes con muchos y otros con menos vagones, pero todos ellos con ilusiones en su interior. Gracias a la revista por publica este artículo maravilloso.

  • el 29 de diciembre, 2013 a las 22:25
    Permalink

    Sea de quien fuere, gracias Guadalupe por recordamos que todos somos viajeros y que la mayor satisfación durante el viaje, es hacer felices a TODOS los viajeros.
    Jacinto

  • el 30 de diciembre, 2013 a las 11:51
    Permalink

    Esta es una de las felicitaciones que circuló a través de la red en Navidad, a mi me llegó por Wasap, me pareció muy buena reflexión, yo la reenvié a su vez a mis seres queridos. Una de las buenas cosas que nos aportan las redes sociales, un pensamiento no se sabe muy bien de quien, que una vez identificados con él lo hagamos llegar a muchos más. creo que le llaman efecto viral, os deseo que todos los virus que nos contagien en el 2014 sean de este tipo.

  • el 2 de enero, 2014 a las 17:47
    Permalink

    Felicidades a la Revista por publicarla, porque yo tampoco conocia el Tren de la Vida.

  • el 2 de enero, 2014 a las 21:47
    Permalink

    Me ha gustado mucho leer el tren de la vida; quizás circule por las redes sociales pero yo tampoco tenia ni idea de que existía. Gracias por compartirlo y enhorabuena!

Comentarios cerrados.