Carlos I el publicista

En la actualidad cualquier fabricante,  que se precie, antes de comercializar su producto, tiene que hacer una campaña propagandística. Como consecuencia, las empresas de diseño están alcanzando un gran ascenso. Somos tan influenciables que si la campaña es buena, el producto tiene éxito en el mercado; a pesar de que los años nos hacen ser mas renuentes a dejarnos embaucar, alguna que otra vez picamos.

Hoy voy a contaros un pequeño relato sobre Carlos I nieto de los Reyes Católicos , que sin quererlo dio pie para un posterior slogan.

Ángeles.

En 1542, durante una breve estancia en Tarragona, Carlos I se hospedó en la casa Castellarnau, un edificio señorial de principios del siglo XV hoy convertido en museo. Cuando estaba libre de obligaciones, el Monarca salía a pasear por las calles de la ciudad. Se dice que cuando llegó a orillas del mar, quedó prendado por la panorámica que se abría ante sus ojos y exclamó: “ Éste es el mejor balcón abierto al mar que existe en mis estados” .Una frase que siglos después serviría de eslogan turístico de la ciudad y que da nombre al mirador que remata
la Rambla: Balcón del Mediterráneo.

Hª y Vida.