CABALGANDO CON DON QUIJOTE

armado caballero.jpgY así hemos llegado al capítulo tercero de este clásico de la literartura española.

Capítulo III. Donde se cuenta la graciosa manera que tuvo don Quijote en armarse caballero

VENTA MANCHEGA-P.LÃ?PICE.jpg

!Al fin! don Quijote logra que le armen caballero andante, para lanzarse por el mundo a realizar todo tipo de proezas.

a realizar todo tipo de proezas.a realizar todo tipo de proezas.!Al fin! don Quijote logra que le , para lanzarse por el a realizar todo tipo de proezas.Este capítulo es realmente importante. Vemos como el rústico ventero, entre burlas y fingimientos, accede a armar caballero a nuestro singular hidalgo. El evento se realiza de forma solemne y ridícula. Nadie se lo cree, excepto el loco de don Quijote.

Aqui Cervantes lo que está haciendo- nos comenta el académico Martín de Riquer– es parodiar y ridiculizar el boato y solemnidades con las que se celebraban muchas fiestas de grandes caballeros , de la época.

Lo cierto es que, a pesar de todo el “numerito” de la vela de las armas y demás actos, nuestro querido Quijote ni es caballero ni nada, sólo un pobre loco del que se están burlando todos. Pero él tiene “el poder” de su extravío mental para ver todo aquello como verdadero. Y,así, el pobre hidalgo ya sí se considera “armado caballero” y emprende su camino por el mundo para defender a todo el que necesite su ayuda.

“Sólo los rústicos, ignorantes, chiflados o tontos- asegura Riquer-se tomarían en serio la caballeria andante del hidalgo manchego”.

LA LEY DE CABALLERIA DE ALFONSO X EL SABIO.medieval.gif

Según esta Ley, sacada de las famosas Partidas, dice que “no puede ser caballero el que es loco, u hombre muy pobre”. 

LA GRAN ACTUALIDAD DE ESTE CAPITULO.

Miguel de Cervantes critica y parodia, como digo, el boato y la solemnidad de algunas de las fiestas de los caballeros de su época. Si nos detenemos a pensar un poco, enseguida nos aparecen “caballeros y damas” que no son tal, de nuestro siglo XXI. Asistimos a grandes y fastuosos actos culturales, sobre todo exposiciones, etc, donde lo estúpido, grandilocuente  y absurdo triunfa entre “las minorias selectas” o, a veces, “mayorias no tan selectas”.

Vemos bodas a bombo y platillo, casas y castillos donde la señora luce un modelo imposible en cuanquier cocina que se precie. Son, como en este capitulo, castillos-venta donde las supuestas damas y caballeros de ahora fueron pícaros, vagabundas, etc en otros tiempos no lejanos.

Y todo se hace con el eco grandioso de algunos medios de comunicación ,que se prestan a la burla, para conseguir “algunas monedas” de quien sea.

LUGARES Y BARRIOS DE LOS PICAROS EN TIEMPOS DE CERVANTES.LAZARO_ESCALONA.jpg

En esta capítulo aparece lo que algunos autores han considerado “el mapa” de los pícaros, en tiempos del escritor.

Resulta tan curioso y divertido, que no pude resistir la tentación de enumerarlos. Si alguien tiene paciencia y curiosidad, seguro que los puede localizar .

Y el ventero, que pertenecia al muy ilustre gremio de los pícaros y demás “virutosos”, le dice a Don Quijote que él anduvo por:

LOS PERCHELES DE MÁLAGA, ISLAS DE RIARRÁN, COMPÁS DE SEVILLA, AZOQUEJO DE SEGOVIA, LA OLIVERA DE VALENCIA, RONDILLA DE GRANADA, PLAYA DE SANLÚCAR, POTRO DE CÓRDOBA, VENTILLAS DE TOLEDO, etc.

 Cómo a don Quijote , a veces, nos dejan “sin blanca”(moneda de cobre de poco valor).

Vamos a recuperar un poco la tranquilidad y nuevamente les invito a senderear por Galicia:

http://sendereando.wordpress.com/

A.GARRIDO