CABALGANDO CON DON QUIJOTE

Codon-quijote.jpgntinuamos esta semana comentando el capítulo segundo de este clásico de la literatura:

Capítulo II. Que trata de la primera salida que de su tierra hizo el ingenioso don Quijote

Ya tenemos al caballero dispuesto a lanzarse por el mundo, como caballero andante. Sale de su hacienda al amanecer, en pleno mes de julio. Va vestido estrafalariamente, con las viejas armas de sus antepasados. Sin embargo, se siente preocupado porque necesita ser armado caballero para ejercer como tal.

A veces en la vida cotidiana, también necesitamos “ser revestidos” de algo especial para actuar, para ser, para lanzarnos a hacer lo que debemos o deseamos.

Don Quijote se marcha por la solitaria llanura manchega, los Campos de Montiel, con la esperanza de que alguien le otorgue el título que necesita para entrar en batalla. 

Así llega a una venta, tal vez en pleno campo y cerca de Puerto Lápice. Aunque el lugar es sucio  y feo, con personajes vulgares, prostitutas,ec, don Quijote los imagina como grandes damas, alcaide y castillo.

la venta.jpg

SOÑAR LA REALIDAD PARA SER FELIZ 

Y esto es lo que hace nuestro amado caballero. Transforma esa fea y corriente realidad, con algo magnífico, ideal. Adapta el cotidiano día a día con un mundo soñado.

¿Cuántos de nosotros hacemos lo mismo varias veces al día para aguantar la vida, para seguir adelante?. ¿Lo han pensado alguna vez que, tal vez, por esa fuerza de nuestra fantasiP-ElCerrillo.jpga sobrevivimos a lo cruel?.

Para el psiquiatra Castilla del Pino, no hay duda que es necesaria “una locura voluntaria”, soñar, para ser lo que queremos ser:

Sólo se es feliz si el hombre hace de él aquel que desea ser, esto es, aquel que soñó.”

“La prescripción ser feliz, pues, hacerse feliz.Cuando en la realidad no le es posible al hombre ser feliz,queda el recurso de inventarse otra, y de inventarse él. Don Quijote es una invención de Alonso Quijano.”

“Si en la vida real se pierde ya la esperanza de poder ser dichoso, si ni siquiera la fantasía nos depara una felicidad sustitutiva, uno muere, se deja morir como don Quijote cuando, al final, recupera el juício”

(VII Juício crítico Literario de los Académicos de la Argamasilla de Alba.

http://descargas.cevantesvirtual.com).

Y LOS CABALLEROS DEL HONOR SIGUEN CABALGANDO EN EL SIGLO XXI

Yo tengo la suerte de haber conocido a muchos caballeros y damas como don Quijote, al igual que todos ustedes. Por suerte para el mundo, hay “Quijotes” que quieren y sueñan con cambiar terribles realidades, como el hambre , la injusticia o las guerras.

Hoy les invito a visitar a un grupo de estos “locos caballeros y mujers andantes” haciendo clip en:  www.lusekelo.es

Y continuen sendereando, descubriendo las “fantasias” del pasiaje inigualable de Galicia:

http://sendereando.wordpress.com/

A.GARRIDO